Primer episodio psicótico, camino a la cronicidad.

Saludos estudiantes del III año de Psicología Clínica en la Universidad Autónoma de Chinandega. Les saluda su docente.
Un saludo también a los lectores del blog que pertenecen a otras universidades o carreras.

En el siguiente artículo abordaremos los episodios psicóticos, analizando el momento específico en qué un trastorno psicótico se convierte en una enfermedad cronica.

Sin más empecemos.

Los trastornos psicóticos, sobretodo la esquizofrenia, realmemte empiezan tiempo atrás de las manifestaciones clínicas que comunmecom conocemos. Estos trastornos poseen un periodo de “pre-enfermedad” en la que ya se pueden ver indicios de déficit de funcionamiento que anteceden al brote más florido en sí.

Hoy vamos a hablar de este fenómeno: En qué consiste, cómo reconocerlo y cómo evoluciona.

¿Qué es un pródromo?


Son un grupo de síntomas tempranos que pueden indicar la presencia de una enfermedad antes de que los síntomas de la misma aparezcan, es decir, son precursores. Estos síntomas pueden ser específicos o no específicos dependiendo del trastorno del que hablemos.

Por supuesto el pródromo nunca se confirma del todo hasta que aparece la enfermedad en sí. En cierta manera funciona de forma retrospectiva.

¿Cuáles son los síntomas prodrómicos en los trastornos psicóticos?


Son una serie de síntomas que aparecen de forma gradual, incluyen  cambios en la conducta externa, en la experiencia interna y en el pensamiento del sujeto. Se estima que un tercio de los sujetos que presentan pródromos sufren un brote psicótico entre los 2 y 3 años posteriores
El DSM V (Diagnostic and Statistical Manual of mental Disorders) los considera el “aura” que precede a un brote psicótico en 2 o 3 años. Durante este periodo los sujetos aún conservan el insight (conciencia) de que los síntomas son una alteración y no los ven como una revelación. Este síndrome también ha sido llamado síndrome de síntomas psicóticos atenuados.

El descubrimiento de esta serie de síntomas de “aviso” ha permitido que se haya desarrollado toda un área de la psicología dedicada a la prevención en sujetos con primeros síntomas. Se cree que los primeros 3-5 años de desarrollo de la enfermedad son críticos. Con una intervención temprana se reducen las recaídas (los brotes agudos digamos) y se reduce el impacto a largo plazo de la enfermedad. Se consideran técnicas de prevención secundaria. La duración de la psicosis no tratada es un factor que se asocia a un mayor deterioro y peor pronóstico de la enfermedad. Estas técnicas de prevención son utilizadas para reducir este problema.


Luego de los prodromos viene el episodio agudo, en el cual se presentan síntomas claros de psicosis, tales como alucinaciones, delirios o ideas confusas. En esta fase, en la que los síntomas se hacen evidentes, el paciente o la familia suelen pedir ayuda.


3 ª fase: la recuperación


La psicosis tiene tratamiento y en la mayoría de los casos, el paciente se recupera. El pronóstico es variable según cada caso.

La mayoría de personas se recuperan de un primer episodio psicótico, y en algunos casos, nunca volverán a sufrir otro. Sin embargo, algunas personas pueden sufrir episodios psicóticos de repetición, todos ellos caracterizados por las fases anteriormente descritas. En los sucesivos episodios, tanto el paciente como la familia tienden a reconocer con más facilidad los síntomas y pedir ayuda antes, lo que permite actuar precozmente y, en consecuencia, acortar la duración del episodio.

Si deseas descargar este documento en formato PDF da clic acá.

Dejen su comentario aquí abajo.

Hacia adelante